Gp España 2014: Libres I

Con Hamilton sin salirse de su guión, lo único que podemos hacer es hacer leña con los árboles caídos. El primero y más alto es Vettel. El tetracampeón del mundo ha pasado de pasearse con su Red Bull a empujarlo, apagar posibles fuegos y trabajar en su coche como un mecánico más. En Montmeló estrena chasis, pero los problemas de Sebastian se multiplican.

Tanto es así, que la actitud del germano ha cambiado: sus caras largas y mustias de las primeras carreras desaparecen y se sustituyen por otras en las que aparece resignación y, qué remedio, sonrisas. Falta mucha tela que cortar, es cierto, y seguro que el alemán aun no ha tirado la toalla, pero sabe que él poco puede hacer, sólo aprovechar para aprender a manejar situaciones más complicadas, hacer balance y pensar en un futuro mejor... por lo menos hasta mañana, ya que los problemas en su monoplaza no le permiten disputar los segundos entrenamientos del viernes. Otro que piensa en un futuro mejor (muchos más cercano), es el compañero de Lewis en Mercedes. Rosberg ha sufrido algunos problemas y se ha perdido la parte final de los primero entrenamientos del Gp de España. Y si las sonrisas de Vettel son algo más sorprendentes, no así las de su compatriota. Nico ha seguido las evoluciones de su vecino de garaje con tranquilidad, y es que sólo tres pilotos se han colado entre él y Hamilton. Su quinta plaza, conseguida en unos tempranos giros, con la pista sucia, mucha carga de combustible y con incipientes problemas, casi da más miedo a sus rivales que la aplastante (y ya rutinaria) primera posición del que quiere liderar la clasificación de pilotos por primera vez esta temporada.

El único que inquieta (desde la distancia) a los chicos de Mercedes es Alonso. El Ferrari trae novedades, como todos, y sólo queda saber si funcionan. Y si es así, habrá que conocer si esas supuestas mejoras le sirven para recontar la inmensa ventaja que les separa de los Mercedes o abrir hueco con Red Bull. De momento, hemos asistido a un respetable papel de los de Maranello, pero sólo eso... respetable. Kimi no ha estado lejos, pero los tiempos de ambos están lejos del de Hamilton y pueden no ser suficientes para contener a Red Bull, McLaren o Williams.

Entre estos aspirantes a dar guerra, parece que vuelve a estar McLaren. Veremos si es un espejismo o vuelven a alcanzar el rendimiento que demostraron en Australia. Button y Ricciardo han sido los únicos que han logrado terminar a menos de un segundo del todopoderoso Mercedes de Hamilton. El británico ha disfrutado de una cómoda y provechosa sesión... veremos si eso se traduce en oportunidades de podio o los de Woking vuelven a sufrir otra decepción, ya que los Williams y los Force India han estado bastante tapados, y no se pueden descuidar ante Toro Rosso ni unos Lotus que cada vez ofrecen mejores sensaciones.


No hay comentarios:

Publicar un comentario