Previa Canadá 2013 IV: Pronósticos

Nunca es fácil señalar a un favorito cuando no hay un equipo que domine con superioridad a sus rivales. Y lo es menos si llegamos a una carrera con las aguas tan revueltas como es el caso que nos ocupa este fin de semana. Mercedes fue el protagonista en Mónaco por todos los motivos que se nos ocurran: Rosberg dominó todas las tablas de tiempo previas a la carrera, él y Hamilton ocuparon la primera fila de la parrilla, y el alemán ganó el domingo. Pero eso mismo día saltó una noticia que ha creado una polémica que está lejos de solucionarse.

Con estos precedentes es complicado hacer un pronóstico. Estoy seguro de que, en condiciones normales, los pilotos de Ross Brawn son los favoritos para llevarse la pole en Montreal. Pero ¿serán tan contundentes sabiendo que pende sobre ellos la certeza de una próxima y dura sanción? ¿Perderán rendimiento a posta para "disimular" los beneficios obtenidos en su test con Pirelli? El tema ensombrece la competición y desvirtúa cualquier resultado. No es normal que la noticia saltase horas antes de disputarse el Gp de Mónaco, y lo es aun menos que a menos de dos días del de Canadá sigamos especulando sobre posibles sanciones, multas o exclusiones. La FiA sigue actuando con nula profesionalidad en una temporada que se está disputando más en despachos, tertulias, tribunales y debates que sobre el asfalto.

Aun así, hay que abstraerse de todos los temas "externos" y pensar en los candidatos a la victoria en el circuito Gilles Villeneuve. Como ya he señalado, los Mercedes volverán a ser los rivales a batir en Canadá. Pero aquí, con o sin test, lo tienen más complicado para mantener a raya a dos equipos que pueden ir muy bien en clasificación: Red Bull como es habitual, y Ferrari. Vettel ya hizo la pole en 2011 y 2012, pero no las a traducido en victoria. Alonso siempre clasifica bien con el equipo italiano en tierras canadienses: 4º en 2010, 2º en 2011 y 3º en 2012; y este año parece que podrá intentar conseguir salir por delante de todos sus rivales por primera vez esta temporada. De todas formas, en Montreal estamos acostumbrados a ver sesiones de clasificación muy ajustadas, así que tendremos que esperar a los entrenamientos libres para afinar más con nuestras apuestas, aunque con las previsiones de lluvia para el viernes y el sábado poco se puede ensayar y más sorpresas se pueden producir.

Para el domingo habrá que volver a prestar mucha atención al desgaste de los neumáticos. Como ya ocurrió en 2012 la pista canadiense engaña y deteriora las gomas con más rapidez de la esperada por los equipos. Un hecho que privó a Alonso y a Vettel de un podio que tenían en sus manos. El problema se repetirá este año con total seguridad porque las escuderías no van a poder probar los neumáticos de seco para estudiar su duración. Lo único que les puede venir bien es que la temperatura no será muy alta y la degradación será inferior a la vista el pasado año. Con la lluvia como juez de la clasificación del sábado se hace complicado hacer un pronóstico para la carrera, pero si clasifican bien habrá tres claros favoritos: Alonso, Räikkönen y Vettel. Siempre podemos esperar a un Hamilton brillante, un Rosberg sin fallos, un Webber oportunista o un pelotazo de los hombres de McLaren... pero esta vez la lógica, las estadísticas y la observación poco tienen que aportar a las apuestas. Por eso, me voy a dejar llevar por la intuición y voy a contravenir el nombre de esta página para apostar al rojo: aunque creo que Vettel cortará la racha de Rosberg y hará la pole, pienso que será Alonso el que se llevará la victoria el domingo. Eso si, no pienso apostar ni un céntimo con las condiciones de este fin de semana.

No hay comentarios:

Publicar un comentario