Australia 2013: Clasificación: ¿2013...o 2011?

Se acabó la espera y los temores de muchos se han cumplido. Red Bull no está un paso por delante... está un salto por delante. La tabla de tiempos asusta de sólo mirarla, y eso que Vettel ha abortado su último giro porque venía sobrado y con capacidad suficiente de colocarse un segundo por delante de Hamilton. Y después de tres años de dominio no hay espacio para que los rivales nos vengan con mensajes llenos de ilusión, esfuerzo y milagros. Que no nos engañen: si Vettel no se convierte en tetracampeón será porque decida sentarse a ver pastar ovejas en su pueblo.

Dejando las ironías a un lado se confirma lo que pensaba desde hace semanas, aunque hay que recolocar un poco las cartas. El as está en manos de Red Bull y Vettel. La pole habría sido suya con cualquier neumático y en cualquier situación. Su ventaja sobre los demás recuerda a la que disfrutó en 2011, lo que hace presagiar que pueden adueñarse del mundial sin agobios.

El rey es Hamilton, que ha convertido a su Mercedes en la única amenaza seria para el conductor de la hambrienta Heidi. En 2012 estaban lejos del rendimiento de muchas escuderías, y este año pueden pelear de igual a igual con Ferrari y Lotus, pasar por encima de McLaren y soñar con acercarse a Red Bull.

La reina se la queda Ferrari, y se pueden sentir muy contentos de estar en este puesto, porque el año pasado estaban muy por detrás de esta posición. Pero que no se engañen: no pueden hacer lo mismo que en 2012, no tienen la misma capacidad de evolucionar el coche y siguen estando lejos del líder. Y desde las últimas carreras de la pasada temporada el rendimiento de Massa empieza a dejar en evidencia que Alonso no aporta tantas décimas como nos hacen creer.

Y la jota para Lotus. Durante la pretemporada  llegué a pensar que podrían plantar cara a Red Bull hasta en calificación, pero no es así. Quizá en carrera se acerquen más y puedan batir a Mercedes y Ferrari, pero en a una vuelta lo tienen muy difícil.

Y el resto de la baraja la comanda Force India. No, McLaren no. Sólo una jugada astuta de piloto veterano ha propiciado el pase de Button a la Q3, pero no gracias al rendimiento de su coche. Los Force India han confirmado su eclosión y tendrán en este 2013 la oportunidad de engancharse al grupo de cabeza e intentar dar un salto como el que Red Bull vivió entre las campañas 2008, 2009 y 2010.

Sauber me ha decepcionado en todos los sentidos y Williams sólo ha podido confirmar los negros presagios que se rumoreaban desde hace semanas. Unos problemas que les ponen en el punto de mira de los Toro Rosso.

No hay comentarios:

Publicar un comentario